Casa de Israel - בית ישראל


Desde " Casa de Israel " trabajamos para hacer frente al antisemitismo , la judeofobia y la negación o banalización de La Shoá ( Holocausto) .
No olvidamos las terribles persecuciones a las que fue sometido el pueblo judío a través de los siglos , que culminaron con la tragedia de La Shoá .
Queremos tambien poner en valor y reconocer la fundamental e imprescindible aportación de este pueblo y de la Instrucción de La Torá , en la creación de las bases sobre las que se sustenta la Civilización Occidental.

"... עמך עמי ואלהיך אלהי ..."

domingo, 1 de enero de 2012

"El Mundo" sigue en 2012 con su cruzada contra Israel. La Rosa Meneses o es tonta o hace las crónicas desde Madrid dictadas por la"embajada" palestina

Hoy vomitan una lindeza cibernetico-terrorista . ¡¡ Pedro J. , te luces !!







"Desde Gaza, alentando la revolución"



Rosa Meneses (Enviada especial) Jerusalén


Vive en un territorio aislado del mundo por tierra, mar y aire. Pero desde el mundo virtual, ha conseguido llegar al corazón de decenas de miles de personas y motivarlas para apoyar los movimientos revolucionarios en el Mundo Árabe.
Rashid Mansur es de Gaza, tiene 19 años y apenas habla unas cuantas palabras de inglés. Estudia segundo curso de Odontología en la Universidad del Sinaí (Egipto) y es un mago de las redes sociales.
Sus páginas de Facebook y sus cuentas de Twitter y YouTube con información sobre la revolución libia y egipcia han cambiado el paisaje político de estos países. Rashid Mansur –el 'nickname' de este joven; su verdadero nombre no lo revelamos aquí para proteger su identidad- creó 'Shabaka Barq' ("Red Trueno", en árabe) en febrero.
"Al principio de la revolución libia, como no había control por la frontera con Egipto, pudimos recibir testimonios visuales de Bengasi. Mostramos el sufrimiento de los manifestantes, que eran reprimidos, asesinados, torturados y así comenzamos a movilizar convoyes para ayudar a los libios. Casi nadie cubría lo que pasaba allí así que Barq fue la única voz de los revolucionarios libios durante más de un mes", recuerda.
La red comenzó a publicar noticias del levantamiento libio en árabe y en inglés. "Esto ayudó mucho a los libios a ver lo que pasaba dentro de su propio país", explica. "Movió a la gente en diferentes ciudades libias y la gente comenzó a unirse contra la dictadura", añade.
Desde Gaza, su colaboración fue vital para dar a conocer lo que ocurría en Libia. "Allí no estaban preparados para trabajar con las redes sociales, porque sitios como Facebook estaban prohibidos y el acceso a Internet fue cortado".
Mansur también contribuyó a la causa egipcia. "Creamos el grupo más grande en Facebook sobre la revolución egipcia, donde cubríamos todo lo que ocurría y colgábamos fotos. Colaboramos con una de las páginas de noticias más importantes, 'Rasd' [Observatorio] y luego comenzamos a cubrir también Siria y Yemen a través del grupo de Facebook Quds Net", dice.
"He tratado de brindar mi experiencia en Internet a otras personas, para intentar ayudarles pese a nuestras limitadas herramientas. Estoy siempre del lado de la gente que sufre el martirio, la represión y que vive una vida injusta. Siempre junto a ellos", reflexiona este joven idealista.
Las redes abren las fronteras
Ha demostrado que los valores no tienen fronteras. "No importa si soy de Gaza o de Siria o de Libia; lo más importante es luchar por nuestros derechos. No importa el color o el país; siempre hay que estar al lado de la gente que clama por sus derechos, sin importar de dónde sea. Los principios no tienen patria ni fronteras", manifiesta.
¿Cree que las redes sociales pueden cambiar el mundo? "Ya lo han hecho. El instrumento más importante es la voluntad de la gente. Las dictaduras son historia. Hemos tenido éxito en nuestra idea de cambio, en educar a la gente en el cambio de estos regímenes. Incluso hemos inspirado movimientos similares en Europa y Estados Unidos, contra el capitalismo, la economía... Así que quizá no sólo cambiemos los países árabes. Los jóvenes somos el cambio".
En las calles de Gaza, el mundo exterior parece lejano. El bloqueo israelí mantiene a la población en un aislamiento casi total. Pero con Internet, incluso en Gaza, uno puede sentirse 'ciudadano del mundo'. Mansur conoce el movimiento de los 'Indignados' de Sol y ha emprendido campañas contra la hambruna en Somalia.
Todo comenzó con su página 'Free Palestine', que llegó a tener un cuarto de millón de seguidores. "El Gobierno israelí la cerró, pero no importa, porque el mensaje llegó al público", refleja.
¿Contra qué haría Mansur una revolución en Gaza? "Contra la ocupación. Espero que todo lo que ha ocurrido en los países árabes repercuta en beneficio de la causa palestina. La caída de los regímenes dictatoriales hará más débil la posición de Israel", concluye.






Fuente,elmundo.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada